Esta mujer acaba de salir de trabajar y después de llegar a su casa le dijo a su marido que se iba de compras. Ella sabía perfectamente que su marido no iba a querer acompañarla ya que odiaba ir a centros comerciales a perder el tiempo y además había un partido de fútbol importante, pero eso no lo sabía ella y el marido no le dijo nada. Se fue despidiéndose con un largo y caliente beso a su marido y salió por la puerta.

Ella había dejado con el mejor amigo de su marido en un hotel de la ciudad y ella llegó antes. Allí que se preparó poniéndose bien sexy y viendo que tardaba un poco comenzó a masturbarse como una loca. Ella estaba muy cachonda y cansada de esperar le escribió un mensaje para ver por qué su amante no había llegado. El hijo puta estaba viendo el partido con su marido y la había dejado tirada.

Deja una Respuesta